Normogel Quemaduras, un must have en mi cocina

viernes, 7 de julio de 2017

Normogel Quemaduras, un must have en mi cocina

Una vez, cuando era pequeña, me hice una gran quemadura en la mano con una plancha de la ropa. Bruta que era una, encendí la plancha y como todavía no le había echado el agua, pensaba que aquello no se calentaba. ¿Cuál fue mi lucidez?, pues me dio por ver si estaba caliente plantándole toda la planta de la mano. auchhh!!, dolió, no os podéis hacer una idea. Como estaba sola, no tenía nada para echarme, o al menos lo desconocía, y sólo pude meter la mano bajo el grifo.

Posteriormente tuvo que venir un practicante, de los que antes iban casa por casa a ponerte vacunas, y me tuvo que cortar la ampolla para poder curar la herida. Si hubiera tenido en su momento Normogel Quemaduras en Spray, esto no hubiera pasado.

Eso sí, desde hace tiempo, Normogel Quemaduras es un must have que no falta en mi botiquín de primeros auxilios.

Cocinando, como cocinamos a diario en nuestras cocinas, es inevitable que en algún momento nos quememos, una chispa de aceite al freír un huevo, agua hirviendo o la puerta del horno al sacar una fuente. 

Son cosas que pasan. Desde luego al que no le pasa es al que no lo hace ¿verdad?

Por eso mismo, por si nos pasa algún percance, lo mejor es tenerlo siempre a mano.

Normogel Quemaduras, un must have en mi cocina

Normogel es un hidrogel en spray con aceite de árbol del té que actúa en el mismo momento en que se produce la quemadura, escaldadura o quemadura solar.

Tiene una cobertura protectora que no se adhiere a la herida, y también un efecto antibacteriano y calmante. De esta forma, absorbe y disipa el calor facilitando el enfriamiento de la quemadura de forma inmediata. 

Es tan fácil y sencillo de aplicar gracias a su formato en spray. Permite acceder a la quemadura de forma higiénica sin necesidad de tocar la piel, aunque ésta tenga difícil acceso. 

Como ya he dicho antes, se puede usar ante una quemadura por un líquido caliente (caldos, agua, aceite), por objetos calientes (plancha, horno o estufa), por fuego o por quemaduras solares, quemaduras eléctricas o químicas o quemaduras a causa del frío. Tiene una alta eficacia en las primeras 24 horas.

Es apto tanto para adultos como para niños.

También tiene buena tolerancia en todo tipo de pieles.

Como también sirve para quemaduras solares, aunque nosotros nos embadurnamos bien de protección solar, algún rayo traicionero puede chamuscarnos, así que voy a llevarlo este verano también en mi bolsa de playa.

Si te gusta cocinar tanto como a mí, no te pierdas los vídeos de recetas que te propone la web de Normogel de la mano del chef, ya conocido y reconocido por su participación en Top Chef, David Marcano. Aquí te dejo una “Ensalada de brotes frescos” que tiene una pinta estupenda.


Si te gustan las recetas, puedes descargar el recetario completo.

Otra cosa que se me olvidaba, ¡Normogel está de sorteo con un súper libro de recetas “Cocina en casa como un Chef con Jordi Cruz”!

Normogel Quemaduras, un must have en mi cocina

Sólo tienes que rellenar esta encuesta y entrarás automáticamente en el sorteo de este magnífico libro de recetas.

NORMOGEL es un producto de NORMON que sólo puedes encontrar en las farmacias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario